Todo sobre el trastorno de bulimia

 

La bulimia es un trastorno psicológico que consiste en tener una visión equivocada de si misma. Posiblemente muchas personas piensen que están más gordas que antes o que están cada día más ganando peso.

Para considerar que hay un trastorno de bulimia hay que haber padecido del complejo de anorexia otros trastorno alimentario que genera muchas ganas de comer en forma compulsiva y luego tener culpas lo que te lleva a vomitar lo que comes.

Características de la Bulimia

Si padeces de algo similar es hora de atenderte ese problema que te puede costar la vida. La bulimia tiene características psicológicas, emocionales,  culturales y físicas por si misma,  de manera que puede desarrollarla cualquier persona.

Trastornos alimenticios

Los trastornos o desordenes alimenticios son numerosos, pero con más frecuencia se menciona, por ser los más comunes la bulimia  y la anorexia,. Por lo común la anorexia puede desencadenar en bulimia.

¿Qué es la Bulimia?

Es un trastorno alimentario en el que la persona no come mucho y cuando lo hace lo hace de forma exagerada lo que termina el vómito. Vaciar el estomago para no sentir culpas de haber comido y engordar es la primera señal del peligroso trastorno.

Las personas que padecen el trastorno son muy delgadas pero tienen un concepto de si mismas e incluso consideran al mirar su figura, que están muy gordas o con sobrepeso.

El trastorno va debilitando a las personas, mal nutriendolas y dañando severamente su organismo.  Al punto de que se han generado muertes a propósito de este trastorno alimentario.

Concepto de bulimia

La bulimia es un trastorno alimentario psicológico y grave que pone en peligro la vida, descrito por la ingestión de una cantidad a normalmente grande de alimentos en un período de tiempo corto, seguido de un intento de evitar aumentar de peso purgando lo que se ha consumido.

Los métodos para vomitar o desechar los alimentos por alguna vía puede incluir  el vómito forzado, el uso excesivo de laxantes o diuréticos y los períodos extremos o prolongados de ejercicio.

Síntomas de la Bulimia

No todas las personas padecen los mismos síntomas, sin embargo si tienes estos y otros síntomas es recomendable visitar a un especialista médico:

  • Labilidad emocional (estar feliz y triste a los pocos segundos) o cambios de animo
  • Comer de forma compulsiva y exágerada
  • Comer escondido y fuera de horarios
  • adelgazamiento rápido y repentino
  • Vómitos
  • Visión equivocada de su propia figura
  • Ardor al orinar
  • Fluctuaciones de peso constantes
  • Desequilibrios electrolíticos, que pueden provocar arritmia cardíaca, paro cardíaco o, en última instancia, la muerte
  • Vasos sanguíneos rotos dentro de los ojos
  • Glándulas agrandadas en el cuello y debajo de la línea de la mandíbula
  • Traumatismo oral, como laceraciones en el revestimiento de la boca o la garganta por vómitos repetitivos
  • Deshidratación crónica
  • Inflamación del esófago
  • Reflujo gástrico crónico después de comer o úlceras pépticas
  • Infertilidad

Los signos y síntomas del atracón compulsivo y la purga sí lo son:

  • Desaparición de grandes cantidades de alimentos
  • Comer en secreto
  • Falta de control al comer
  • Cambiar entre períodos de comer en exceso y de ayuno
  • Uso frecuente del baño después de las comidas
  • Tener el olor del vómito

La enfermedad también puede crear tensiones problemáticas entre la persona que la padece y su familia y amigos, particularmente porque el individuo tiene conductas anormales de alimentación y/o evita actividades sociales para participar en episodios de atracones y purgas.

Debido a que él o ella puede tener episodios de atracones y purgas en secreto. A menudo son capaces de ocultar su trastorno a los demás por períodos prolongados de tiempo.

Aquellos que sufren del trastorno a menudo utilizan estos comportamientos en un intento de prevenir el aumento de peso, para establecer un sentido de control, y/o como un medio para hacer frente a circunstancias o situaciones difíciles.

Bulimia y sus consecuencias

La enfermedad sino se trata en fases iniciales sus consecuencias pudieran ser graves, desconpesanción del organismo, problemas cardíacos severos, problemas gastrointestinales y los mas grave daño renal o pérdida de las funciones renales por el consumo sistemático de purgantes para sacar nutrientes del organismo.

Algunas personas han requerido trasplante renal y quienes han tenido bulimia y llegan a tener falla renal generalmente han muerto por la condición secundaria renal. El desorden es una enfermedad que puede llegar a la muerte.

Bulimia tratamiento

La bulimia no puede ser curada mediante medicamentos pero la persona con bulimia necesita un tratamiento o terapia psicología antes de tratar los efectos devastadores.

La persona con bulimia requiere u tratamiento con equipo multidisciplinario que también creará una dieta destinada a evitar que la bulimia descompense. El tratamiento psicológico está orientado sanar la bulimia de forma total y evitar que la persona llegue atener síntomas que comprometan su vida y su salud renal.

Dado que la imagen corporal negativa y la baja autoestima suelen ser los factores subyacentes en la raíz de la bulimia, es importante que la terapia se integre en el proceso de recuperación. El tratamiento para la bulimia nerviosa por lo general incluye:

  • Interrumpir el ciclo de atracones y purgas: La fase inicial del tratamiento para la bulimia nerviosa implica romper este ciclo dañino y restaurar los comportamientos alimentarios normales.
  • Resolver problemas emocionales: La fase final del tratamiento de el trastorno se centra en la curación de los problemas emocionales que pueden haber causado el trastorno alimentario. El tratamiento puede tratar las relaciones interpersonales y puede incluir terapia cognitiva conductual, terapia dialéctica conductual y otras terapias relacionadas.

Bulimia prevención

Prevenir desordenes de alimentarios es un tema de vigilancia, las moda, las costumbre y hábitos en las dietas de adolescente, hacen que cada día la figura esbelta sea cada vez mas aprobada por las sociedades, dejando de forma secundaria la alimentación completa y saludable.

Un estilo de vida sano, tener la autoestima controlada y equilibrada es sano para todo el mundo, nadie tiene por que creer que su cuerpo esta mal sobre todo si no tiene sobrepeso.

La bulimia puede prevenirse con un control y vigilancia de signos que que pueden estar afectando o creando un desorden alimentario, se aconseja vigilar a los jóvenes en este respecto y cuidar su salud alimentaria y mental.

Causas de la bulimia

La causa exacta de la bulimia nerviosa se desconoce actualmente, aunque se cree que múltiples factores contribuyen al desarrollo de este trastorno alimentario, incluyendo influencias genéticas, ambientales, psicológicas y culturales. Algunas de las principales causas de la bulimia incluyen:

  • Transiciones estresantes o cambios de vida
  • Antecedentes de abuso o trauma
  • Imagen corporal negativa
  • Pobre autoestima
  • Profesiones o actividades que se enfocan en la apariencia/rendimiento

Como prevenir la bulimia

La prevención de cualquier trastorno alimentario siempre está en la comunicación, las campañas y charlas sobre este tipo de desordenes son provechoso en colegios y entre grupos de jóvenes.

Cabe señalar que el grupo mas afectado son las mujeres.  Por lo que las instituciones dedicadas a la mujer también deben trabajar en función de comunicar información sobre la enfermedad.